miércoles 14 de abril 2021

Familia de una modelo que sufrió daño cerebral por comer un pretzel recibe 29,5 millones de dólares de indemnización

La joven mordió el pequeño lazo salado sin saber que contenía mantequilla de maní, a la que era alérgica.

La vida de la modelo y actriz Chantel Giacalone, actualmente de 35 años, cambió para siempre en febrero de 2013. Con 27 años de edad, estaba trabajando como modelo de ropa en un desfile en Las Vegas, cuando su amiga, Tara Retes, le compró yogur helado y le puso encima un pretzel del tamaño de un bocado. Ese pequeño lazo salado estaba relleno de mantequilla de maní, algo a lo que Giacalone era terriblemente alérgica.

Al descubrir ambas lo que había pasado, la modelo llamó a su padre, quien le dijo que le administraran EpiPen, que fuera a la carpa médica lo antes posible y que enviara a su amiga a buscar a Benadryl.

Sin embargo, no hubo tiempo o los médicos no actuaron correctamente, porque la reacción alérgica provocó que a Chantel se le cerraba la garganta y se pusiera negra y azul. Su amiga aseguró después que parecía que los anillos estaban a punto de salirse de sus dedos hinchados, consigna 20 Minutos.

Lamentablemente, la falta de oxígeno en el cerebro durante varios minutos provocó que la modelo quedara paralizada casi completamente, capaz de comunicarse solo con los ojos.

La familia demandó a los servicios médicos del desfile, por la negligencia en la atención a la modelo y por no tener en su botiquín un medicamento contra los shocks anafilácticos que la ley les obligaba a tener.

Ahora, después de ocho largos años, la justicia ha concedido a la familia una indemnización de 29,5 millones de dólares, con los que aseguran que se mudarán a una casa más adecuada para Chantel, con su propia habitación y una ducha especial, además de donar dinero a organizaciones benéficas que ayudan a personas con lesiones cerebrales similares.

De acuerdo con el diario local Las Vegas Review Journal, Giacalone se graduó de una escuela de arte en la ciudad de Chicago. Participó en famosos filmes como «El efecto mariposa 3» (2009) y «Skyler» (2012).

Tenía talento para el modelaje y, mientras estuvo en buenas condiciones de salud, pudo asistir a varias pasarelas. Además de forjar una trayectoria ascendente en el mundo del entretenimiento, también era una apasionada jugadora de tenis y le gustaba dar conferencias en distintas escuelas para luchar contra el acoso escolar. Ella misma había sufrido de bullying cuando era más joven.

Foto: Redes sociales.

Cerrar